Instala un punto de recarga en tu garaje comunitario

Tener un coche eléctrico o híbrido enchufable se está convirtiendo en una tendencia cada vez más común. En España hubo un incremento de más del 200 % de coches eléctricos con respecto a enero de 2017, lo cual va a la par de la disminución de la dependencia a hidrocarburos y el sí a las energías limpias. Esto lleva a pensar en que si tienes un coche eléctrico o híbrido, tengas en mente cómo instalar un punto de recarga en tu garaje comunitario. Pareciera ser algo complicado, pero como veremos a continuación, no es así como resulta.

Vehículos eléctricos: la tendencia en la Comunidad Europea

No es un secreto que cada vez nos decantamos más hacia esta alternativa eléctrica. Existe en la sociedad una concienciación en aras de potenciar la sostenibilidad, lo cual va más que bien con las ayudas y ventajas fiscales que ofrece el Gobierno. Esto, aunado con la normativa vigente en cuanto a la reducción de emisiones contaminantes a la atmósfera y a mejorar la calidad del medio ambiente, ha sido fundamental.

La elección por los vehículos eléctricos se lleva a cabo no solo por parte de particulares, sino también de empresas que buscan renovar su flota de camiones a diésel por vehículos eléctricos. De hecho, ya son cientos de miles de vehículos eléctricos los que circulan por toda Europa en los últimos años. Esta tendencia irá creciendo, así como la necesidad de instalar puntos de recarga tanto en hogares como en lugares públicos para así repostar energía, por así decirlo, al vehículo.

¿Es difícil instalar un punto de recarga o Wallbox?

Una de las ventajas de instalar un punto de recarga es que puede adaptarse a las necesidades del usuario. Es posible realizar un ahorro de energía al elegir la potencia y tipo de cargador que se requiere, incluso es posible programarlo mediante un temporizador que esté incluido en la app, con el fin de economizar el consumo. Esto es, que puede indicarse a qué hora comenzará la recarga y a qué hora finalizará.

Además, mediante el punto de recarga es posible saber online el consumo eléctrico del vehículo que está utilizándolo, de forma que se pueda conocer el gasto del mes siguiente. Esto sin duda es muy ventajoso para administrar los gastos. Por otra parte, los Wallbox suelen contar con elementos de seguridad para impedir que otras personas no autorizadas los usen. Y para ello, con una tarjeta o llave, o incluso con el móvil, será posible controlar el acceso al punto de recarga. Sin duda, son varias las ventajas que ofrece este sistema, como lo es también elegir el horario de recarga, que será más barato a determinadas horas.

Cómo puedes poner un punto de carga o Wallbox en un garaje comunitario

Siendo usuario de un vehículo eléctrico, resulta de lo más cómodo tener un punto de recarga en el garaje, para así disfrutar de los beneficios ya señalados. Por ejemplo, después de medianoche y hasta las 7 am, hay tarifas menores a los 0,05 euros/kWh.

Conectar un cable de recarga ocasional a una toma de tierra de 16A.

Esta es una buena opción para instalar un punto de recarga en el garaje comunitario. No tiene coste, salvo la electricidad consumida. Este tipo de cables dispone de un conector schuko y suele tener un conector tipo 2 Mennekes, así que solo tienes que enchufar, y ya está. ¿La desventaja? Que la recarga puede llevar casi un día entero.

Instalar un punto fijo de carga o Wallbox.

Se trata de un dispositivo de carga para coches eléctricos que va en la pared del garaje y es muy parecido a los destinados a espacios públicos, solo que es de menor tamaño. Tiene la ventaja de que puedes programarlo para indicar cuándo quieres que comience la carga, como comentamos antes, incluso puedes medir las cargas. De esta forma estará listo cuando lo requieras.

El Wallbox puede conectarse directamente al contador de la casa, utilizando su misma potencia, que está alrededor de los 5,75 kW. En este caso, sí que puedes cargar tu coche, porque el enchufe tiene una potencia de 2,3 kW, además de que seguramente lo harás por la noche, por economía. Otra opción consiste en instalar otro conector, y una tercera alternativa es que uses un suministro común, como sería el del aparcamiento comunitario (consulta con los demás antes de hacerlo).

¿Dónde comprar un cargador para coche eléctrico para mi garaje comunitario?

En Iberplug te ofrecemos diferentes marcas de puntos de carga para coches eléctricos para tu vivienda o garaje comunitario acordes a tus necesidades. Está el modelo Dark de WallboxOK, y puedes elegir entre dos tipos de enchufe según tu modelo de coche, así como las diferentes potencias. Tenemos el modelo Compact de la marca MENNEKES, cuenta con cable de 5 m y protección IP54 para instalaciones exteriores. Y está el modelo Elvi de la marca EVBOX, para casas y garajes privados. Los tres son puntos de recarga de tipo 3.

¿Necesitas que instalemos un punto de recarga en tu garaje comunitario?

Contacta con Iberplug y despreocúpate. Nos hacemos cargo de todo, incluso incluimos el balanceo dinámico de la carga para nunca superar la potencia de la vivienda.